miércoles, 22 de octubre de 2008

Schuster imita los errores de Aguirre

Si después del Derbi todas las críticas se centraron en Aguirre por jugar con un cuatrivote, renunciando a las bandas, podríamos decir lo mismo del planteamiento del alemán ayer. Si, según varios medios después del gol de Van Nistelrooy el sábado, la culpa de que un equipo salga dormido al campo es del entrenador que no sabe motivar, el golazo de Del Piero (igual de institución que Raúl, pero con más clase) cogió a Cannavaro mirándose al pecho a ver con qué equipo jugaba en ese estadio y a Casillas apretándose los guantes. Quedaba mucho partido.
Desde ese momento, el partido perfecto para un equipo italiano. Bien juntitos atrás y esperando una contra. Sin bandas, por el medio era imposible y la nula movilidad de Raúl obligó a Van Nistelrooy a caer a la banda izquierda más de la cuenta. Higuaín, en su exilio en la derecha se topaba con dos defensas cada vez que se daba la vuelta, imposible. Ya dije que no se atrevería a quitar a Raúl para dar el puesto que se había ganado al Pipita y me atreví a decir que sería un holandés por partido el que le dejaría su sitio y así sigue siendo.
Las únicas llegadas eran buenos disparos de Van der Vaart desde fuera del área, era el único que lo intentaba con criterio. Gago volvió a ser una buena noticia, ayudó tanto arriba como abajo y fue el que más corrió.
Atrás se repetían los gritos, las malas caras y los reproches. Los desajustes y los nervios dejaron rematar a Amauri sin oposición, con la mala suerte de que tocó en la pierna de Heinze y engañó a un Casillas que, desde que le regalan la oreja con balones de oro, no hace más que morderse el labio inferior, como antaño... Leí el otro día una buena idea: ya que el propio director de France Football reconoce que el premio se lo van a dar siempre a delanteros, habría que otorgar el premio "Guante de Oro" (como el de la MLB) o similar para nombrar al mejor defensa o portero del año, que muchas veces son tan decisivos como los de arriba, como es el caso del de Móstoles.
En el segundo tiempo se abrieron las opciones con la entrada de Robben y llegamos con más facilidad pero sin poder superar a una defensa de la que el único nombre conocido era Chiellini (buen jugador). La buena noticia fue la recuperación de Sneijder. Jugó una gran segunda parte y fue quien dio ritmo al equipo.
El gol se ha quedado ya en una anécdota. Es incomprensible que a alguna defensa del mundo se le ocurra dejar rematar tan solo a Van Nistelrooy dentro del área. Y después de algún buen disparo desde fuera del área se llegó al final.
Sigo diciendo que Raúl puede jugar los partidos del Bernabeu y los importantes, pero fuera de casa se necesita algo más que ya no tiene, tiene otras cosas y Schuster no le hace ningún favor poniéndole sí o sí, ni a Raúl, ni a él mismo, ni a Higuaín, ni a los holandeses que se quedan fuera... supongo que creerá que así se evita problemas en el vestuario.
Ayer sobraba con un empate y no pasaba nada por perder. Viendo la reacción de los italianos al final del partido, se ve que lo necesitaban más que nosotros y el empate del Zenit deja sin emoción el grupo.
Por cierto, ¿alguien sabe qué le pasa a Ramos? ¿alguien entiende las portadas del As y el Marca? Yo debí ver otro partido.

0 comentarios: